Vigelandsparken, el Parque de las Estatuas de Oslo

Vingelandsparken en Oslo

Uno de los lugares que hay que ver en una visita a Oslo es un curioso parque, donde extrañas escenas son protagonizadas por actores de piedra: el Parque de las Estatuas de Oslo. También conocido como el Vigelandsparken  (en honor a su creador Gustav Vigeland) o como el Frognerparken, en su interior hay 212 estatuas en extrañas y curiosas actitudes, elaboradas en granito y bronce y que convierten a este espacio en uno de los sitios más originales de Noruega.

La mayoría de las estatuas están realizadas a tamaño real, y dispuestas en diferentes actitudes. Los sentimientos que podemos ver en ellas pasan por la serenidad, la tristeza, la alegría o la rabia, y algunas de ellas muestran un gran realismo en sus rostros.

Una escultura de 14 metros de altura en forma de columna, con 121 efigies humanas talladas en su superficie, destaca sobre las demás, es el llamado Monolito, y su significado no está del todo claro, aunque ocupa un lugar preeminente en el parque. Algunos lo asocian con la resurrección, otros con la lucha por la supervivencia e incluso hay quienes aseguran que es un homenaje al ciclo del día a día que vivimos.

Esculturas en Vingeland Park

El trabajo de Vigeland no se limitó a concebir las estatuas, sino que también se encargó de acondicionar los alrededores e interiores del parque, obras que se prolongaron por varios años. Así podemos pasear por sus avenidas a la sombra de los arces, y disfrutar del verdor de los prados que lo rodean. El parque suele estar muy concurrido, siendo uno de los lugares predilectos de los habitantes de Oslo para sus paseos y ratos de asueto, y también cuenta con zonas infantiles equipadas con columpios.

Por otra parte, si queréis ver los moldes originales de escayola que se utilizaron para la construcción de las estatuas, es posible hacerlo en el Museo Vigeland, que se encuentra a escasos cinco minutos a pie desde el parque. La entrada es gratuita.

PARA SABER MÁS SOBRE LA CIUDAD

Fotos de Roger

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Noruega



Deja tu comentario